Laura Ruiz apoya a los padres del colegio Virgen de la Esperanza en sus protestas

La delegada municipal de Educación, Laura Ruiz, ha mostrado su preocupación por los problemas del colegio Virgen de la Esperanza y apoya a los padres en sus protestas. La delegada ha recordado que el colegio se inauguró en 2010 y que desde entonces, tanto la dirección del centro como el propio Ayuntamiento, han venido planteando a la Junta de Andalucía que el colegio presentaba problemas en su construcción que requerían a una pronta intervención, lo que ha ignorado reiteradamente y provocado que estos problemas vayan a más. Añade que incluso en plenos municipales ha mostrado las fotografías sobre el estado en que se encuentra el centro y ha reclamado soluciones a la Junta de Andalucía. La delegada ha manifestado que el Ayuntamiento tiene el deber moral de mirar por estos niños con necesidades educativas especiales, y que aunque no sea competencia municipal, el ayuntamiento siempre está dispuesto a ayudar.